La Quiebra del Capitalismo Global: 2000-2030 (Libro Libre)

3 Dic

I- El inicio del fin de la energía fósil: una bifurcación histórica total1.-

(Bajar Libro Completo.)

Introducción

El “mundo de 2007” se ha acabado, ya no existe como tal, ni volverá jamás. Es un “mundo”que se está deshaciendo poco a poco ante nuestros ojos, pero sin darnos cuenta. Estamos en unpunto de inflexión histórica. Una bifurcación de enorme trascendencia de la que todavía nosomos conscientes. O tan sólo mínimamente. Se están produciendo ya profundas mutacioneseconómicas, geopolíticas y culturales, muchas de ellas de carácter todavía subterráneo, queirrumpirán con fuerza en la superficie en las próximas dos décadas, pero que aún permanecenocultas, sobre todo para los que no las quieren ver. La gran mayoría de las sociedades del mundo,condicionadas por los mensajes que les transmiten sus estructuras de poder y la Aldea Global,pero las fuerzas que las van a sacar bruscamente a la luz y las van a intensificar aún más se estánfraguando rápida e intensamente en la trastienda, pues no se han mostrado todavía tampoco deforma abierta, o tan sólo en parte, para los que las quieran ver también. Y esas fuerzas no sonotras que el progresivo agotamiento de los combustibles fósiles o el principio del fin de la era dela energía barata, al menos en un primer momento, pero también los límites ecológicosplanetarios al despliegue “sin fin” del actual Capitalismo Global y la Civilización Industrial.Límites tanto de inputs (agotamiento de recursos) como de outputs (saturación y alteración delos sumideros) planetarios, lo que está implicando una catástrofe ecológica sin precedentes en laHistoria de la Humanidad, que se va sumando cada día con más fuerza a los desequilibriosinternos en ascenso, económicos y sociopolíticos, que genera el despliegue (y las crisis) de lasfuerzas capital a escala mundial. Sin embargo, van a ser los límites ecológicos, en concreto elagotamiento de recursos, y muy especialmente de combustibles fósiles, los que sin duda van aponer fin a esta carrera desenfrenada. Y no las contradicciones internas que induce el actualmodelo, como hasta ahora pensaban algunos. O eso parece. Incluso aunque el capitalismo globalhaya ido gestando una estructura social mundial que simula que no pertenece a la misma especie,el homo sapiens, pues las diferencias entre sus miembros son tan acusadas que parece como sicorrespondieran a individuos de especies distintas. Es decir, la división salvaje que ha creadoentre centros y periferias, propietarios y no propietarios, y especialmente entre rentistas,asalariados, trabajadores por cuenta propia y excluidos totales.Durante el periodo excepcional entre el derrumbe del “Imperio Oriental del Socialismo Real”(1989-91) y la crisis de Wall Street (2007-2008), pareció que el “Imperio Occidental” seconsolidaba y ampliaba su alcance a escala mundial definitivamente, inaugurándose una especiede Vacaciones de la Historia, en presente continuo. Un sistema industrial más ágil, flexible,consumista, “democrático” y glamuroso era capaz de imponerse y engullir a otro más torpe,burocratizado, con escasez de bienes y servicios, fuertemente represivo y sobre todo gris. El Finde la Historia, lo denominó Fukuyama (1992), para caracterizar el triunfo planetario delCapitalismo Global de corte liberal-occidental. Pero todo fue un espejismo temporal propiciadopor más de veinte años de energía barata, es más, muy barata, el periodo de coste energético másbajo de la Historia, como resultado de la caída espectacular de los precios de petróleo desde losochenta (Fdez Durán, 2008); lo que también propició la incorporación clave de la China“comunista” al nuevo Capitalismo Global, reforzando su mundialización. Es más, sin laincorporación de la nueva Fábrica del Mundo (y todas las periferias del Sur Global), y suinmensa, barata y superexplotada fuerza de trabajo, así como sus abundantes recursos de todotipo, el nuevo Capitalismo Global no hubiera sido factible. Y tampoco sin la nueva y cuantiosamano de obra inmigrante barata que se trasladó a los países centrales desde la Periferia, y a otroscentros emergentes del Sur Global. Todo ello permitió también destruir el poder obrero en los6espacios centrales, junto con la conquista del alma propiciada por la Sociedad de Consumo y laAldea Global.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: